+34 91 816 12 16 [email protected]

Las mamparas de oficina son una de las mejores soluciones para dividir espacios en una empresa. Y no solamente por su carácter funcional, sino también por su carácter estético. Proporcionando una imagen más moderna y elegante a la empresa. Por esta razón se han convertido en una tendencia en el diseño de los espacios de trabajo en los últimos años. Sus ventajas son múltiples. Y es que permiten distribuir el espacio en función de nuestras necesidades, una gran flexibilidad y son más baratas que otras soluciones fijas. Por no hablar del ahorro de tiempo que supone el no tener que realizar obras. Pero veamos con más detalle cuáles son todas las ventajas de instalar mamparas de oficina en cualquier espacio de trabajo.

mamparas de oficina

Una imagen más moderna

Las mamparas de oficina dan un toque más moderno a las instalaciones de la empresa. Eso sí, aunque ya de por sí dan un gran cambio, cuando se quiere lograr una apariencia más renovada, deben ser complementadas también con el mobiliario y con otros elementos decorativos.

Transmiten transparencia

En la actualidad, podemos encontrar en el mercado una gran variedad de diseños de mamparas de oficina. Uno de los diseños más solicitados son las mamparas de cristal. Y es que hay investigaciones que revelan que este tipo de mamparas transmiten una imagen más transparente de la empresa, lo que da más confianza a los clientes que la visitan. Ideales para aquellas empresas que den mucha importancia a la transparencia dentro de su filosofía.

Más baratas que las paredes de yeso

Las mamparas de oficina son mucho más económicas que las soluciones divisorias tradicionales. De hecho, su precio es una de las principales ventajas y lo que hace que muchas empresas elijan esta solución por encima de otras que tienen un coste más elevado.

Flexibilidad total a la hora de distribuir el espacio

A diferencia de otras soluciones divisorias, las mamparas de oficina pueden personalizarse en función de las necesidades y preferencias del cliente. Esto hace que el nivel de flexibilidad tanto de materiales como de distribución del espacio sea muy alto, adaptándose perfectamente a los valores y al tipo de empresa, es decir, a la imagen que quiere dar.

Permiten combinar espacios abiertos y cerrados

Las mamparas son ideales para separar pequeñas zonas, como despachos o salas de reuniones, y al mismo tiempo mantener el concepto de oficina abierta. Incluso podemos ir más allá eligiendo mamparas de cristal para crear una imagen que genere confianza tanto en el cliente como en los empleados de la empresa. Lo cual es especialmente importante en aquellas oficinas que ofrecen un servicio de cara al público.

Pueden instalarse rápidamente

Por lo general, las mamparas de oficina pueden instalarse en 2 ó 3 días. Pero incluso cuando se trata de un proyecto más complejo, el tiempo de ejecución es menor que cuando se realizan obras. Con lo cual, no se pierden tantos días de trabajo. Además, la instalación es muy limpia, lo que supone una gran ventaja.

Así pues, las ventajas de instalar mamparas de oficina son muchas y muy variadas. Por este motivo, no es extraño que cada vez las encontremos más formando parte del diseño de los lugares de trabajo. Una solución para separar espacios que permiten disfrutar de espacios abiertos sin tener que renunciar a espacios concretos para recibir a los clientes, llevar a cabo reuniones o salas de descanso para los trabajadores. Aumentando de esta forma la creatividad y la eficiencia de todo el equipo.

 


Si quieres recibir presupuesto o información sobre nuestras mamparas de oficina, por favor, déjanos un mensaje y te responderemos lo antes posible