¿Cómo decorar una oficina productiva?

¿Sabías que diversos estudios han demostrado que con sólo mejorar el ambiente de trabajo y la decoración de una oficina es posible mejorar la eficiencia y la productividad de los empleados? Y es que mantener una decoración atractiva en el interior de la empresa no solamente es mucho más ventajoso para la empresa, sino que además hace que los trabajadores realicen mejor sus tareas y que lo hagan con más creatividad, por lo que los resultados son de mayor calidad. Pero no solamente es bueno para la empresa, sino también para los empleados que, al estar más contentos y disfrutar de mejors condiciones para hacer su trabajo, se estresan mucho menos, llegando a sus hogares con menos presión y con más ganas de disfrutar de su familia.

Lo mejor de todo es que no es necesario ser experto en decoración de interiores para dotar a tu empresa de una decoración que beneficie a la productividad. Solamente tienes que tener un poco de creatividad para aplicar estos consejos que te traemos a continuación.

Oficina productiva

Colores

Si alguna vez has leído algún estudio sobre la psicología de los colores, ya sabrás cómo puedne influir en la productividad de los empleados. Si hacemos una buena elección de los mismos, lograremos que nuestros trabajadores se sientan cómodos y que su nivel de productividad sea mayor. Por ejemplo, si la oficina tiene un ambiente apagado, frío y triste, es necesario que le demos un toque de vitalidad y alegría para que los empleados no se sientan aletargados y esto haga que su trabajo sea más lento. En este sentido, los mejores colores son el naranja y el amarillo, ya que al ser más dinámicos harán que sean más productivos. Eso sí, siempre en su justa medida, ya que se trata de colores intensos y con mucha energía.

Muebles

La decoración de las paredes es importante, pero también lo son los muebles. Los muebles de una oficina deben ser funcionales, versátiles y prácticos, además de tener en cuenta la cuestiones estéticas para que encajen perfectamente con el resto de elementos decorativos de la empresa. Esto hará que el espacio sea vea más bonito y que los trabajores puedan disfrutar de un ambiente mucho más confortable.

Es cierto que los muebles de calidad tienen un precio más elevado, pero merece la pena si pensamos que una mala mesa o silla puede provocar dolores musculares que hagan que el empleado necesite darse de baja, lo cual es todavía más costoso. De hecho, las sillas son uno de los elementos más importantes de cualquier oficina, pues los trabajadores pasan en ellas sentados muchas horas. Por esta razón, a la hora de elegir las sillas, es fundamental que sean cómodas y ergonómicas. Pudiendo ser reguladas por los propios empleados para que sea la silla la que se adapte al trabajador y no al contrario. Recuerda que si el trabajador no está cómodo, su productividad se verá reducida considerablemente.

Iluminación natural

No es lo mismo trabajar con luz artificial que con luz natural. Por eso, es importante que la distribución de la oficina se adapte a las ventanas existentes. Si tienes que hacer divisiones y hay algunos despachos que se quedarán sin luz, elige mamparas de cristal para que la estancia no quede a oscuras. En el caso de que sea imposible tener luz natural, intenta al menos que las lámparas sea de luz blanca, ya que es mucho más beneficiosa para la productividad que la luz amarilla.

 

 

Esta entrada fue publicada en Varios. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>