¿Cómo crear una oficina productiva en casa?

La posibilidad de trabajar en casa es uno de los sueños más frecuentes entre muchos profesionales que cada día se ven obligados a desplazarse hasta una oficina para hacer su trabajo. Y, aunque no sea muy habitual, lo cierto es que son millones de puestos de trabajo los que se generan bajo la fórmula de teletrabajo en todo el mundo, tanto porque la empresa no tiene problema en que sus empleados trabajen desde casa como por el hecho de que muchos emprendedores deciden dar el salto y ofrecer sus servicios como profesional freelance desde casa.

La cuestión es que, para poder ser productivo desde casa y trabajar cómodo, es necesario contar con un espacio dedicado exclusivamente a ello. Un espacio que sea funcional y que nos permita ofrecer buenos resultados. Para que te hagas una idea, el 60% del éxito de la productividad cuando hacemos teletrabajo es el espacio físico y, por tanto, el diseño del mismo. Por esta razón, es fundamental  dedicarle el tiempo necesario para crear un buen espacio para trabajar.

oficina en casa

Crea un entorno de trabajo profesional

No importa si tu oficina es grande o pequeña, es importante que la estancia o el lugar que lijas esté alejado de las distracciones para que puedas concentrarte. En la medida de lo posible, debería estar fuera de las interferencias habituales del ámbito doméstico  y contar con todo lo que puedas necesitar para hacer tu trabajo. No hace falta que recibas a tus clientes en él o que cuentes con una zona de reuniones. Para ello, puedes recurrir a los espacios de coworking. Pero sí debe estar separado del resto de la casa. Si no cuentas con una habitación extra para ello, puedes aprovechar alguna zona del salón e instalar mamparas de oficina para crear un ambiente distinto.

Elige bien los colores

El uso de los colores en el espacio de trabajo también es clave. Y es que cada uno de ellos trasnmite algo distinto. Y no sólo eso, sino que además ayudan a potenciar el nivel de iluminación y a segmentar la oficina en diferentes ambienets si así lo necesitamos. En cualquier caso, apuesta siempre por colores claros, ya que los colores llamativos pueden terminar por desconecntrarte o estresarte.

Iluminación del espacio

Es fundamental que tu espacio de trabajo cuenta con buen ailuminación, a ser posible luz natural. Por eso, si puedes instalar tu oficina en una estancia que disponga de una ventana y esté bien orientada hacia el sol de mañana, mejor que mejor. Si no es posible, es importante que uses lámparas o focos de luz blanca para que puedas trabajar bien y el ambiente resulte cómodo.

Invierte en muebles de calidad

En el caso de los muebles, es importante que los elijas con cabeza y que no tengas más cosas de la cuenta en tu oficina, sino apostar por un diseño más minimalista, incluyendo solamente aquellos muebles que realmente sean necesarios. Una buena silla ergonómica, una mesa espaciosa y unos buenos organizadores marcan la diferencia. En cambio, los objetos decorativos en exceso es mejor evitarlos.

Soluciones de almacenamiento

Otra de las claves para crear una oficina en casa es mantener el orden, especialmente si cuentas con un espacio reducido. En este sentido, lo mejor es recurrir a estructuras organizadoras flotantes, como estantes o cajoneras. De esta forma, no solamente podrás ahorrar espacio, sino tenerlo todo bien organizado para cuando lo necesites. Sobre todo si trabajas con archivos impresos o libros que debas mantener protegidos y usar a lo largo de tu jornada.

Esta entrada fue publicada en Varios. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>